¡Hasta cuando!

0
182
El autor es:  Expresidente Regional Suroeste del CODIA

ALFREDO LOPEZ

Hasta cuando nos van a condenar a todos los habitantes de este municipio. He oído al gobernador Ing. Pedro Peña Rubio, decir  varias veces  que una de las  prioridades del  PLANBA es la  planta de tratamiento de aguas residuales del municipio Santa Cruz de Barahona. Así debe ser, porque esta construcción se inició en la  década de los ochenta, específicamente en el periodo del presidente Dr. Jorge Blanco y es una obra sumamente importante y ahí está durmiendo tranquilamente.

El Ing. ingeniero Rómulo Vallejo Pradel (fallecido), fue el primer contratista de la  obra, y posteriormente, pasó a manos del ingeniero Fernando Martínez en el año 1987,  siendo presidente el Dr. Joaquín Balaguer. Luego, en el periodo de Hipólito Mejía se realizaron algunos trabajos por  administración, simularon una inauguración y el tiempo se encargó de desmentir  totalmente  eso.

Han pasado 36 años del inicio de esa infraestructura, lo que significa que la vida útil de la misma se agotó sin  haber terminado esta  importante obra.  La  planta fue diseñada para una población de 24 mil habitantes y en la actualidad este municipio tiene una  población superior a los 83,000 habitantes, eso ha traído como consecuencia que el desarenador, el sedimentador y  los filtros han  tenido  que ser rediseñado.

El gran problema es, ahora  que la planta no tiene capacidad  para recolectar las aguas residuales de la ciudad, debido a que una gran parte de los barrios no  están conectados al sistema, además, debido al crecimiento de la población  y  el crecimiento horizontal de la ciudad, han influido en el caudal de aporte a la planta de tratamiento, por lo que se hace necesario dividir la ciudad en dos partes, una descargará  en la planta actual y la otra en una planta nueva, construida  debajo de la  que está, muy  próxima al  campo de tiro en la playa de Riocaño. Ya organismo internacionales han realizado estudio y opinan favorablemente a ellas.

Los trabajos por realizar en la planta son la rehabilitación del sistema eléctrico, poner en funcionamiento los aireadores y los filtros, además, la caseta de cloración y los floculadores, la construcción de la estación de bombeo en el malecón de la avenida Enriquillo, en las inmediaciones del hotel Guaro cuya.

La estación de bombeo se encargará de recoger las aguas de la parte baja de la ciudad, ya que en la actualidad la están descargando en la desembocadura del río Birán.

Así mismo, hay que realizar una revisión del alcantarillado sanitario, porque una parte de las tuberías están taponadas, colocación de tapas de  los registros y limpieza de ellos, conexiones irregulares de las acometidas, calles sin tuberías y barrios también.

Al parecer, el Instituto Nacional de Aguas Potables (Inapa), no tiene voluntad en concluir esta instalación reclamada por diversos sectores de esta localidad, principalmente por los empresarios turísticos y ambientalistas.

Entienden que no se puede hablarse de desarrollo turístico, con un litoral costero contaminado,  provocado por  las aguas residuales, evacuadas al Mar Caribe en la costa de este Municipio y resolver parcialmente el problema sanitario del Municipio.

Solo así protegemos a la población de enfermedades como cólera, fiebre tifoidea, disentería, paludismo, meningitis, hepatitis, diarrea  y esquistosomiasis.

Pero, ¡y hasta cuando!

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí